OK

Este sitio web utiliza cookies para garantizar que usted tenga la mejor experiencia usuario. Si continúa navegando, está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y nuestra Política de cookies

<%=Club.Nombre %>

12ª JORNADA LIGA EBA


 

El líder invicto, con un inmaculado balance de 9 victorias, dejó de serlo ante un excepcional CB La Flecha que se agigantó merced a una defensa zonal inexpugnable y un ataque infalible, dominando de cabo a rabo un partido que marcó el fin de la racha de los salmantinos. Los taurinos dicen que no hay quinto malo y la quinta victoria fue de muchos quilates.

El comienzo fue de dominio visitante. El 2-7 del primer minuto no presagiaba un buen final, pero delante quedaban 39 minutos y todo cambió. Con la dirección y el brazo ejecutor de Chivi y Paniagua, el marcador se fue recortando hasta alcanzar el minuto 4´del periodo cuando Paniagua anotó y puso por vez primera a los locales por delante en el marcador 12-11 y a partir de aquí un parcial de 8-2 aumentó las distancias. Por aquel entonces, la defensa individual pasó a zonal en los de Roberto González y los del USAL se atascaron. El tiempo muerto de Oscar Núñez no logró parar la sangría, la falta de tino de 3 puntos les pasó factura y entregaron el parcial 29-19. El juego y el acierto en las Flechas fue inimaginable 8 de 8 en tiros de 2 puntos, 3 de 5 en tiros de 3 puntos y 4 de 5 en tiros de 1 puntos, aunque los visitantes no estuvieron mal a excepción de los tiros de 3 puntos que solo fueron capaces de anotar 1 de 5. Paniagua y Chivi con 8 puntos fueron los mejores de este periodo.

La borrachera ofensiva en las Flechas  siguió en el arranque del segundo acto, otro parcial 8-0 condujo al 37-19, cuando se cruzaba por el minuto 14, que fue la máxima diferencia del partido. La irrupción en cancha de Guillem dio aire a los salmantinos y les aportó puntos, los 11 puntos seguidos con 3 triples redujo la ventaja a 42-30, lo que obligó a Roberto a parar el partido y aclarar las ideas ante la defensa zonal del Usal. El tiempo logró sosegar a su equipo pudiendo llegar al descanso con una ventaja de 10 puntos (47-37) ante las acometidas de su rival. El parcial se cerró con empate a 18 puntos. Destacó por encima de todo Guillem con 11 puntos y un gran acierto desde los 3 puntos.

La vuelta a la actividad, después del descanso, la afrontaron ambos equipos con los cinco iniciales. Las defensas empezaron a tomar protagonismo, los locales con la zonal y los visitantes con la individual. Cuando se cruzó el ecuador del periodo, el parcial fue de 7-7. Costaba mucho anotar y los errores en el tiro se sucedían. La vuelta de Guillem al partido con otro triple recortó las distancias (57-47), pero aquí volvió a tomar protagonismo Chivi que con sus 5 puntos consecutivos aumentó la ventaja, lo que obligó a Oscar a pedir tiempo muerto con 62-47 y 3´minutos por jugar del periodo. Las consignas no lograron parar la marcha del choque y las Flechas cerraban otro parcial con dominio 21-15, situando el electrónico en 68-52. Los porcentajes de tiro en los locales seguían disparados mientras que en los visitantes eran bajos, para su costumbre. Chivi Merlo volvió a ser el mejor con 10 puntos y 14 de valoración.

 El último capítulo, no comenzó bien para los intereses de los locales. La presión visitante llevó a las Flechas a pérdidas constantes y si a ello unimos la falta de acierto, desembocamos en un parcial de 0-8 y casi 3´minutos sin anotar. Roberto González se vio obligado a parar la hemorragia y tranquilizar a los suyos (68-60). La indicaciones de su técnico y la vuelta a la cancha del argentino Merlo logró parar la sangría, encadenando un parcial de 9-0 con 5 puntos de Eduardo y 4 puntos del Chivi (75-60) cuando el electrónico señalaba el minuto 35´. Dos triples consecutivos de Guillem y Gacic redujeron el marcador hasta el 79-66. A partir de aquí las Flechas comenzaron a controlar el tiempo y llegar al final con ventaja, y lo hicieron de maravilla con Eduardo en el manejo, Chivi de ejecutor y Cendón listísimo en el rebote ofensivo en momentos de zozobra de los locales. El cuarto se cerró con empate a 18 puntos. Otra vez el Chivi Merlo con 9 puntos fue el máximo anotador.

Deslumbró Chivi Merlo con 30 puntos y 39 de valoración (MVP de la jornada 12 del grupo AB), aunque los demás componentes de las Flechas rayaron a gran altura. En los salmantinos Guillem muy acertado desde el triple fue el máximo anotador con 17 puntos.

El próximo domingo 14 de febrero las Flechas se desplazan a Pielagos donde se enfrentaran al Raisan Pas Pielagos, en partido correspondiente a la 13º jornada.

 

 

 

 


Comparte en: